Los robos a futbolistas se disparan: las mansiones más caras y cómo protegerlas

Los robos a futbolistas se disparan: las mansiones más caras y cómo protegerlas
12 junio, 2019 REDPISO

Hace unos días, dos encapuchados asaltaron la mansión del futbolista Álvaro Morata a punta de pistola. Los delincuentes aprovecharon la ausencia del deportista (que se encontraba jugando con España en las Islas Feroe) para llevarse distintos objetos de valor, entre los que se encontraban joyas, relojes de marca, etc. La familia del jugador, que se encontraba en el interior del domicilio durante el robo, no sufrió daño alguno.

Pero, ¿y ahora qué? ¿Podrá recuperar el jugador del Atlético lo que le han robado? El comparador de seguros de hogar Acierto.com responde a estas y otras preguntas relacionadas con unos hechos que vienen siendo habituales en los últimos años.

11 robos a futbolistas en sólo un año

Morata no ha sido la única víctima relacionada con el mundo del fútbol, sino que los robos a jugadores de primer nivel se han disparado y se conocen hasta once casos perpetrados durante el último año. Si hablamos de casos recientes, en España tenemos tres del Barcelona (Jordi Alba, Coutinho y Boateng además de Piqué en 2018), tres del Valencia (Garay, Gabriel Paulista y Kondogbia), dos del Betis (Joaquín y William Carvalho), del Villareal (Funes Mori y Ekambi) y del Real Madrid (Benzema y Varane) y uno del Atlético (Morata).

No es de extrañar si tenemos en cuenta el suculento botín que albergan las mansiones de estos profesionales del balón: desde coches de lujo hasta joyas y otros objetos de enorme valor. Tampoco sorprende si observamos las grietas de seguridad que suponen las redes sociales: a veces es fácil conocer la distribución y puntos débiles del domicilio a través de las fotos y los vídeos compartidos. Por no hablar de lo sencillo que es, por motivos obvios, saber cuándo un jugador no está en casa.

Si me roban, ¿me cubre el seguro? Las casas (y pólizas) más caras

Llegados a este punto, cabe preguntarse: ¿cómo podemos protegernos? ¿Responderá el seguro de la casa ante este tipo de situaciones? ¿Qué nos cubre exactamente? Lo primero que hay que hacer es diferenciar, pues dependerá del tipo de póliza y del tipo de acto. No es lo mismo que se trate de un hurto o de un robo, o que nuestra póliza cubra el contenido o el continente. El contenido es lo que se encuentra en el interior, y el continente, lo que contiene esos objetos, es decir, las paredes, ventanas, puertas, etc. Las pólizas más básicas únicamente se responsabilizan de los daños en el continente. Dicho esto, si tenemos una gran mansión, lo más recomendable será contar con una Multirriesgo, y declarar las joyas y objetos de valor aparte, ya que si no lo hemos hecho y superan cierta cantidad (algo más que probable en estos casos) la aseguradora no se querrá hacer cargo.

¿Cuál es la diferencia entre robo y hurto? El robo conlleva violencia o intimidación (como en el caso de Morata, donde los ladrones entraron con armas de fuego). En cambio, en el hurto no existe ningún tipo de intimidación. Un hurto, por ejemplo, se produciría si dejamos pasar a unos supuestos “técnicos” y estos nos quitan algo.

Otro punto que diferencian muchas aseguradoras es que nos hayan robado en casa por un descuido (por ejemplo, que hayamos salido de casa con prisas y no hayamos girado la llave). En estos casos no habremos establecido todas las medidas de seguridad pertinentes y algunas aseguradoras no querrán responder. No sucede lo mismo si nos han reventado la puerta y han entrado, si han roto una ventana para acceder el domicilio, o si nos han amenazado.

A pesar de su evidente utilidad y según los datos del comparador, un 24% de los españoles no tiene contratado ningún seguro de hogar“Uno de los principales motivos para no contratar una póliza de hogar es recortar gastos. Sin embargo, en muchos casos se trata de un falso ahorro, ya que las primas son realmente bajas en relación al elevado coste que supone un robo o una avería para una economía familiar”, explica Carlos Brüggemann, cofundador de Acierto.

Además, quien lo tiene, lo utiliza. Hasta el 74% asegura haber utilizado su póliza de hogar en alguna ocasión, y el 46,6% en al menos dos ocasiones. Tampoco deberíamos pasar por alto que durante los últimos años los robos en domicilios con fuerza han aumentado un 20%.

Eso sí, lo cierto es que el seguro de hogar de estos futbolistas no será precisamente barato, ya no sólo por el valor del inmueble en sí mismo, sino por lo que guardan en su interior. Las pólizas más caras se las llevan David Bechkham (su mansión está valorada en 20 millones de dólares), Wayne Rooney (tasada en 17,8 millones), Didier Drogba (14,5 millones), John Terry (7,5 millones), Frank Lampard (7 millones), Cristiano Ronaldo (6 millones), Mario Balotelli (5 millones), Lionel Messi (5 millones), Andrés Iniesta (su hogar cuesta 4,5 millones) y Kaká (cuya casa está valorada en 3 millones de dólares).

Cómo actuar

En caso de robo, lo primero que debemos hacer es llamar a la policía, que se encargará de verificar los daños. Tendremos que poner una denuncia, en la que ha de figurar una lista de los bienes sustraídos (que podremos ampliar después) y la correspondiente documentación que acredite que lo teníamos y su valor. Eso último agilizará todo el proceso con la aseguradora (a la que llamaremos seguidamente). También será posible reclamar por los objetos dañados. En cualquier caso y antes de que ocurra, lo más recomendable será echarle un vistazo a nuestra póliza.

Otras recomendaciones para evitar robos y hurtos son:

  • Evitar compartir en redes sociales que nos vamos de vacaciones.
  • Hacer lo mismo con los vídeos que muestren demasiado de nuestra casa.
  • No guardar en el móvil nuestra dirección como “casa” en Google Maps. Si nos roban el bolso los ladrones lo tendrán muy fácil.
  • No escribir la dirección en el llavero.
  • Asegurarnos de cerrar bien antes de salir de casa si nos vamos de vacaciones o viajamos.
  • Con frecuencia las persianas que pueden bajarse a distancia son una buena opción.
  • Pedirle a un vecino o al portero que nos recoja la correspondencia del buzón si vamos a estar fuera mucho tiempo.
  • No dejar ropa tendida muchos días seguidos.
  • No desconectar la electricidad por completo (pueden comprobarlo con el timbre de la puerta).
  • Utilizar bombillas o programadores para ahuyentar a los ladrones y evitar que sepan de nuestros hábitos.
  • Guardar los objetos de valor en una caja fuerte.
  • Utilizar cerraduras inteligentes y otras medidas de control.
  • Instalar una alarma (si la declaramos, deberemos tenerla conectada para que el seguro responda).
  • Emplear mecanismos de seguridad como rejas, bisagras con pivotes de acero, persianas con cerrojos interiores, puerta blindada, etc.
  • Fijarse en las señales de los ladrones: marcas en la puerta, tiras de plástico en la rendija, bolitas de papel en la cerradura, manchas en la mirilla y otras tácticas.

 

Relacionado:

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

14 − diez =