Las mejores películas sobre carnaval

Las mejores películas sobre carnaval
6 febrero, 2020 REDPISO

Ya están aquí los carnavales, unas fechas de celebración en muchos pueblos y ciudades del mundo, y que se vive también con especial interés en España. Disfraces, desfiles, chirigotas, comparsas… Hay un gran número de tradiciones para esta época y, la verdad, una de ellas no son las películas (como si ocurre en Navidad o San Valentín). Sin embargo, existen grandes películas sobre carnaval para todos los públicos, y qué mejor momento que este para darles un repaso o acercarse a ellas por primera vez.

Casanova (Federico Fellini, 1976)

Giacomo Casanova, viejo bibliotecario del castillo del Dux, en Bohemia, recuerda su vida, repleta de historias de amor y de aventuras. Anciano, solo y desesperado, rememora los apasionantes viajes de su juventud por todas las capitales de Europa.

Jugadores con patente (Luis Ara y Federico Lemos, 2013)

Documental de producción uruguaya que reúne las dos máximas pasiones del pueblo uruguayo: el carnaval y el fútbol. Aquí hay dos figuras deportivamente antagónicas: Álvaro Recoba y Antonio Pacheco, capitanes de Nacional y Peñarol respectivamente, los equipos protagonistas de uno de los clásicos más intensos del fútbol mundial. Esa rivalidad que queda a un lado cuando llega el carnaval y ambos se asocian para gestionar la murga “Asaltantes con patente”.

La película registra la pasión con que los murgueros preparan su presentación en el Teatro de Verano, un momento que para ellos sólo es comparable con el clásico futbolero. Pero queda a la vista que la murga tiene cosas que el fútbol no puede ofrecer: el colorido, la música, el arte, el teatro y sobre todo la participación activa de la gente común. Los uruguayos han sabido cultivar, enriquecer y defender su carnaval más allá de dictaduras y prohibiciones, y lo han convertido en un gigantesco retablo para desplegar su humor, su tristeza y sus posiciones políticas.

La kermesse heroica (Jacques Feyder, 1935)

Farsa sobre la dominación española en Flandes. La inminente llegada a una pequeña ciudad de tropas españolas provoca el pánico entre los hombres. Las mujeres, en cambio, deciden preparar una espléndida fiesta de bienvenida a los temibles soldados españoles.

Luna de Avellaneda (Juan José Campanella, 2004)

Luna de Avellaneda, un club de barrio que vivió en el pasado una época de esplendor, está atravesando una crisis que pone en peligro su existencia. Al parecer, la única salida posible es que se convierta en un Casino, pero esto se aparta de los ideales y de los fines para los que fue fundado en los años 40: un club social, deportivo y cultural. Los descendientes de los fundadores se debatirán entre la posibilidad de salvarse a cualquier precio o conservar el espíritu original del club. Otra de las películas sobre carnaval para tener en cuenta.

El mendigo de la catedral de Colonia (Rolf Randolf, 1927)

Durante el carnaval de Colonia, un diabólico mendigo hace de las suyas en los alrededores de la catedral de Colonia y un investigador de Bruselas de la Policía Internacional encuentra en Colonia una curiosa pareja de detectives llamados Napoleón Bonaparte Schmitz y Carolus Caesar Müller. El inspector de la Interpol Tom Wilkins es un hombre de mil disfraces y máscaras. Está siguiendo las huellas de una banda de ladrones de joyas, que se disfrazan de mendigos para cometer sus fechorías delante de la catedral de Colonia. Bajo la apariencia de un príncipe indio, se aloja Wilkins en el Hotel Excelsior, con vistas sobre la catedral. Aquí reside también el cerebro de la banda de malhechores.

Con la locura del carnaval, los ladrones pretenden llevar a cabo sus planes delictivos. La obra de Randolf, hoy casi olvidada, fascinó al público de entonces con bribones enmascarados, logias secretas y espías. Los gánsters se infiltraban en todos los estratos de la sociedad de Colonia, nadie es quien aparenta ser y no hay que fiarse impunemente de nadie. El héroe de la película conduce los coches más rápidos, se rodea de las mujeres más bellas y vive en los hoteles más caros. Tom Wilkins es el precursor de James Bond.

Orfeo negro (Marcel Camus, 1959)

Ambientación del mito griego en el carnaval de Río de Janeiro. La bella Eurídice visita la ciudad brasileña en vísperas de su famoso carnaval, invitada por una prima que vive en los arrabales. Hasta allí llega en un tranvía cuyo conductor, un guitarrista llamado Orfeo, queda prendado de sus encantos. Sin embargo su relación se verá empañada por las sospechas de su celosa novia.

Río (Carlos Saldanha, 2011)

La acción transcurre en la espectacular ciudad de Río de Janeiro y en la exuberante selva tropical durante la fiesta más importante del año para los brasileños: el carnaval. Los protagonistas son Blu, un ingenuo guacamayo que no sabe volar y que cree que es el último de su especie, y Jewel, una guacamaya salvaje y de espíritu libre. Ambos emprenderán una inesperada aventura en búsqueda de la libertad, acompañados por excéntricos amigos de los que aprenderán qué es la amistad, el amor y el coraje. Una de las mejores películas sobre carnaval para ver con los más pequeños de la casa.

El último carnaval: Una historia verdadera (Ernesto McCausland, 1998)

Está basada en la historia verdadera de Benjamín García, un hombre que durante 25 años se disfrazó de Drácula en el carnaval de Barranquilla, en el Caribe Colombiano. En 1988, Gómez se convirtió en triste noticia, cuando atacó a mordiscos a una adolescente.

Sinopsis: FilmAffinity

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

ocho + tres =