Wikkelhouse: las ventajas de vivir en casas de cartón

Wikkelhouse: las ventajas de vivir en casas de cartón
23 mayo, 2019 REDPISO

¿Es acaso posible que el futuro de la vivienda esté en el cartón? Eso parece. O al menos ese puede ser uno de los futuros. Es posible que la idea, en principio, atraiga más bien poco. Pero, ¿y si te decimos que son muy resistentes y que además tardan un día en construirse? Hablamos de Wikkelhouse (wikkel es envolver en holandés), que llevan un tiempo en el mercado y que, por ahora, han tenido éxito sobre todo en Países Bajos e Inglaterra.

Evidentemente no se trata de vivir en una caja de cartón. De hecho, no está construida con cualquier cosa, sino con fibra de cartón virgen escandinavo muy resistente que garantizar el aguante de la estructura. Y tanto que lo hace: sus creadores calculan que podría aguantar cien años, algo que no pueden decir todas las viviendas convencionales.

Cómo son

Heredera de las casas prefabricadas, está compuesta por diferentes módulos que se encargan de dar forma a las diferentes “estancias”: el salón, la cocina, el baño… Todo esto es completamente personalizable (color, materiales, dimensión de las ventanas). El proceso de creación consiste en pegar grandes rollos de cartón corrugado con un pegamento ecológico que posteriormente se enrollan veinticuatro veces en un molde con la forma de la casa. Con este método (patentado por la empresa) se logra una estructura muy resistente y con un aislamiento térmico de calidad. El exterior de la casa se sella con una película impermeable y transparente capaz de mantener a raya la lluvia y las inclemencias del tiempo. La idea es que, a partir de los treinta años la capa impermeable se reemplaza para garantizar su funcionamiento. Según los diseñadores, estas construcciones son hasta tres veces más resistentes que las casas tradicionales.

Qué uso tienen

Como decíamos, sólo tardan un día en montarse. Y lo único que necesita además de los materiales es un suelo fijo. Para los creadores, las Wikkelhouse cumplen con todos los requisitos que podríamos esperar de una vivienda permanente. Pero no es esta su única utilidad. El límite siempre es la imaginación del comprador: podemos crear oficinas, caseta para el jardín, casan de invitados, stands en ferias…

Además, y por motivos obvios, esta casa es totalmente ecológica. Es absolutamente reciclable y tres veces más ecológica que la vivienda tradicional.

Sus creadores

Un fabricante de envases indestructibles de cartón para tomate, René Snel, y un diseñador de casas, Rick Buchter, montaron la empresa Fiction Factory y desarrollaron, tras cuatro años de investigación, una tecnología pionera capaz de levantar una casa superponiendo veinticuatro capas de cartón ondulado. El propio Rick diseñó una cocina y un baño con este método y vivió durante seis semanas en una wikkelhouse, cuyo diseño principal es obra del arquitecto japonés Shigeru Ban, ganador de Pritzker en 2014 y especialista en “arquitectura de emergencia” y precursor de casas prefabricadas con cartón en diversos desastres naturales.

Cómo conseguir una

Si quieres hacerte con una, debes saber que el precio ronda los 30.000 € y que, además, ahora mismo hay lista de espera (según la web, de unos ocho meses) debido a que la compañía solo fabrica veinte unidades al año para “garantizar la alta calidad” del producto.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

doce + 20 =