Permiso para hacer deporte al aire libre: diez consejos para evitar la temida oleada de lesiones

Permiso para hacer deporte al aire libre: diez consejos para evitar la temida oleada de lesiones
28 abril, 2020 REDPISO

Las ganas incontenibles de la población por recuperar la forma física tras el confinamiento preocupan a los expertos. Ahora que, según parece, quedan sólo unos días para poder practicar deporte al aire libre con restricciones, provoca ansias de, en poco tiempo, hacer mucho. Y esto supone un grave riesgo de sufrir lesiones.

El jefe de los servicios médicos de la Federación Española de Atletismo, Christophe Ramírez, llama, en declaraciones a EFE, a la prudencia en un decálogo que se puede resumir en una máxima: no hacer locuras.

Una vuelta progresiva y sentido común a la hora de entrenar son las principales claves. Chema Martínez, que fue campeón de Europa de 10.000 metros y subcampeón de maratón y ahora instruye a corredores populares, lo resume así: “el deporte nos va a ayudar muchísimo, pero no hay que volverse locos y pensar que vamos a estar para correr el Tour de Francia o el maratón de Nueva York. Ya habrá tiempo para recuperar nuestra forma”.

El doctor Ramírez resume los consejos en este decálogo para el regreso a la práctica deportiva tras el confinamiento:

  1. No tengas prisa en volver a recuperar la forma. Dependiendo del tiempo que hayas estado confinado, de tu edad y del estado de forma previo, el tiempo que tardes en recuperar el estado físico previo puede variar mucho.
  2. Si arrastras alguna lesión, ese tiempo se verá aumentado.
  3. Si has ganado o perdido peso durante el confinamiento, debes darte más tiempo. En caso de sobrepeso estás sometiendo a tus articulaciones y músculos a una mayor carga. En el caso de haber bajado de peso, es probable que hayas perdido masa muscular, por lo que date unos días corriendo suave hasta recuperarla.
  4. Aunque hayas estado haciendo entrenamiento alternativo en casa, con lo que habrás conservado tu capacidad aeróbica, las estructuras que has estado entrenando son distintas a las que usas para correr. Concédete un tiempo para adaptar tus tendones y músculos a volver a correr.
  5. El éxito de la recuperación de tus ritmos habituales dependerá de la progresión con la que vuelvas a tus entrenamientos habituales.

  1. Date un plazo de al menos tres o cuatro semanas para volver a tus cargas de entrenamiento habituales, tanto en lo que se refiere a ritmos como a distancias.
  2. Individualiza tu entrenamiento. No te fijes en lo que hacen tus compañeros, fíate más de tus propias sensaciones.
  3. Ponte nuevos objetivos a corto, medio y largo plazo, que sean realistas.
  4. Busca el lado positivo del confinamiento. Te has sabido adaptar y ahora toca volver a disfrutar corriendo.
  5. Si tienes cualquier duda, o las cosas no salen como quieres, ponte en contacto con tu médico, tu fisio y tu entrenador.

Relacionado:

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

diecisiete − 6 =