Las mejores miniseries para engancharse (II)

Las mejores miniseries para engancharse (II)
26 marzo, 2020 REDPISO

En esta época de quedarse en casa, muchos optarán por las series. Si hace poco recopilábamos algunas de las mejores series actuales, hoy queremos recomendar las mejores miniseries, es decir, series que no pasan de los diez episodios. Aquí va la segunda parte.

Hermanos de sangre (2001, Stephen Ambrose – 10 episodios, HBO)

Basada en el bestseller ‘Band of brothers’, de Stephen E. Ambrose. Narra la historia de la Easy Company, un batallón estadounidense del regimiento 506 de paracaidistas, que luchó en Europa durante la II Guerra Mundial. Incluye entrevistas a los supervivientes, recuerdos de los periodistas y cartas de los soldados.

True detective (2014, Nic Pizzolatto – 8 episodios, HBO)

Una de las series más destacadas y aclamadas de la década. En su primera temporada, dos detectives de Lousiana, Rust Cohle (Matthew McConaughey) y Martin Hart (Woody Harrelson), vuelven a investigar el difícil caso de un asesino en serie en el que ya habían trabajado. Obligados a regresar a un mundo tan siniestro, el avance de la investigación y el mayor conocimiento mutuo les enseñan que la oscuridad reside a ambos lados de la ley.

Secretos de un matrimonio (1973, Ingmar Bergman – 6 episodios)

El matrimonio formado por Johan (profesor de psicología) y Marianne (abogada) recibe una noche en su casa la visita de sus amigos Peter y Katerina. Al poco tiempo, los invitados empiezan una fuerte discusión en la que los anfitriones intentan mediar sin éxito alguno. Cuando se quedan solos, Johan y Marianne empiezan a hablar de su matrimonio y de sus problemas.

Yo, Claudio (1976, Herbert Wise – 13 episodios)

Claudio, emperador de Roma, viendo aproximarse el final de su vida, decide escribir la historia de su familia (dinastía julio-claudia) desde el año 50 a.C. al 50 d.C. La Sibila ha profetizado que esta historia llegará a la posteridad. Adaptación del texto del célebre escritor e historiador Robert Graves, y que presenta, con finas dosis de humor y un toque de inocencia, al emperador Claudio y su visión de aquellos turbulentos años.

 

Relacionado:

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

2 × cinco =